Leer el cuento perfecto en el momento ideal para estimular el cerebro del bebé

Leer libros a tu hijo contribuye a estimular su cerebro

Desde conmishijos.com llevamos años difundiendo un mensaje en favor de la lectura desde la más tierna infancia. Puedes escuchar este mismo mensaje a pediatras, educadores, psicólogos, profesores y otros especialistas en la infancia quienes afirman que leer a los niños es fundamental para fomentar su desarrollo.

Sin embargo, no todos los libros son adecuados, ni vale hacerlo a cualquier hora. Si quieres estimular el cerebro del bebé, lee el cuento perfecto en el momento ideal. Te explicamos cómo encontrar ambos para que tu bebé se beneficie de la lectura.

¿Cómo estimular el cerebro del bebé? Lee cuentos a tu hijo

Estimular al bebé con el libro adecuado en el momento ideal

Bayard Revistas, en colaboración con la Fundación Germán Sánchez Ruipérez, ha llevado a cabo un estudio de opinión sobre la prelectura en niños entre 2 y 3 años. El estudio se ha realizado entre 155 madres suscritas al boletín de la web conmishijos.com. Una de las principales conclusiones es que las madres consideran importante tener un tiempo de lectura compartido con su hijo o su hija, pero afirman no tener toda la información deseada para fomentar la lectura en niños que aun no saben leer.

En cuanto a valorar la importancia de este tiempo de lectura entre padres e hijos, un momento compartido en familia, señalan como muy importante:  

- Un 77% de las madres creen que este tiempo ayuda al niño a desarrollar la atención y el lenguaje.

- Un 74% afirma que es un momento afectivo.

- Un 68% señala que el niño aprende más cosas.

- Un 66% piensa que es un momento divertido entre padres e hijos. 

Por lo tanto, está claro que los padres pensamos que leer a nuestros hijos es importante, sin embargo, quizás no tengamos mucha información sobre los libros más adecuados. Por lo tanto, en este artículo respondemos a estas preguntas: ¿Todos los libros son iguales en lo que respecta a la lectura temprana?, ¿Importa lo que elijas leer?, ¿Los mejores libros para bebés son diferentes de los mejores libros para niños pequeños?, ¿Es útil leer al niño en cualquier momento del día?

Comencemos por enumerar los beneficios que tiene la lectura compartida entre padres e hijos: 

  • Fomenta el desarrollo cognitivo.
  • Estimula el lenguaje del bebé.
  • Aumenta el vocabulario.
  • Mejora las habilidades previas a la lectura.
  • Perfecciona el desarrollo conceptual. 
  • Mejora la relación entre padres e hijos.
  • Es un tiempo perfecto para sentar a tu bebé en tu regazo y que sienta el cariño que transmites.

Leer a tu bebé el libro adecuado

Investigaciones recientes ponen de manifiesto que no solo es importante sentarnos a leer en algún momento determinado, un libro con tu bebé. Tanto la calidad, como la cantidad de libros importa, así como encontrar el momento ideal para esa lectura compartida.

En definitiva, cuantos más libros lean los padres a sus bebés y más tiempo hayan pasado leyendo, mayores serán los beneficios para el desarrollo de los niños.

Lisa S. Scott, profesora asociada de psicología en la Universidad de Florida, ha participado en investigaciones relacionadas con la actividad cerebral de los bebés cuando se les leen libros. Estos estudios fueron financiados por la National Science Foundation y publicados en la revista Child Development. Los resultados mostraron que cuando los papás y mamás muestran a sus bebés libros con caras u objetos, que además nombraban, aprendían más, asocian lo que aprenden a situaciones nuevas y muestran respuestas cerebrales más especializadas. 

Se dieron cuenta de que, los bebés que habían leído libros con sus padres y contenían personajes u objetos que se nombraban individualmente, mostraron una mayor atención que aquellos que al leer el libro no habían recibido información sobre el nombre de cada que aparecía en las páginas. Estos hallazgos sugieren, por lo tanto, que la lectura de libros compartida es una herramienta eficaz para apoyar el desarrollo en el primer año de vida.

Sin embargo, no todos los libros son iguales. Los padres no podemos leer el mismo libro a un niño de seis meses que a otro de dos años. Para aprovechar los beneficios de la lectura durante la infancia, debemos leer a nuestros pequeños los libros correctos en el momento adecuado.

Para los bebés, los libros más adecuados son aquellos con colores, imágenes grandes y, unos signos negros que, aunque no sepan leer, papá y mamá le pondrán significado. Han de ser libros con figuras que pueda distinguir bien y que le ayuden a explorar el pequeño mundo desconocido que lo rodea. Al mismo tiempo, papá o mamá han de ir poniendo voz a los dibujos.

Es preferible que sea un libro elaborado con un material más resistente que una página de papel, ya que tenderá a morderlo y a tocarlo con sus manitas todavía indecisas. Un libro en tapa dura y con hojas de cartoné puede ser ideal para que los más pequeños lo manejen o incluso uno de plástico que puedan meter en la bañera. En cualquier caso, no le regañes si lo rompe, los libros son para tocarlos y vivirlos.

Elige bien la historia, por sencilla que sea. Cada niño tiene unos gustos determinados, quizás hayas de probar con libros de animales, de objetos, de descubrimientos, de solapas, etc. Por ejemplo, a un niño muy juguetón le irán los libros con lengüetas, personajes que aparecen y desaparecen, desplegables...

El momento de la lectura con tu bebé

La lectura ha de ser un momento compartido único, bonito, deseable, divertido... En ningún caso ha de ser una obligación o una tarea. Además, has de saber que a los bebés les cuesta mantener la atención sostenida, por lo que, cuando veas que se cansa, es preferible no insistir. 

Escoge un momento en el que no esté somnoliento, enfadado o cansado, instálate con él o ella cómodamente, en el suelo o en un sillón y no hagas de estos momentos de lectura un acto solemne; en realidad, son absolutamente momentos cotidianos y afectivos.

Bien sea antes de dormir, un ratito durante la tarde o tras la comida... Has de detectar cuál es ese momento en el que está receptivo y se divierte. Y, cuando leas con tu hijo o hija, juega con la voz, los niños son muy sensibles al tono y al ritmo.

Ver +: cuentos para antes de dormir

No te preocupes si quiere leer el mismo cuento una y otra vez, realizará descubrimientos nuevos en cada lectura. 

Suscríbete al Club Conmishijos

Artículos relacionados

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!