Leer antes de saber leer: de 1 a 3 años

Lectura ternura: ¡el libro es una caja de sorpresas!

A un niño que empieza a dar los primeros pasos por la vida, se le puede ayudar también a dar sus primeros pasos por la lectura ofreciéndole libros para que los mire, los toque, los chupe, los huela…, y leyéndole cuentos llenos de imágenes que le hablan con vuestra voz. En esta etapa, los bebés "leen" con los sentidos. Y viven los pequeños descubrimientos con tanta felicidad que, durante toda su vida, asociarán la lectura a estos momentos de ternura, de juego, de placer junto a su madre o su padre.

Consejos para la 'lectura ternura':

  1. Cuando leas un cuento a un niño, a una niña, tómate el tiempo necesario.
  2. Siéntalo a tu lado. Lectura y ternura, unidas.
  3. Cuando te pida que le leas un cuento, no le hagas esperar. Atiéndelo lo antes posible.
  4. No le impongas la «lectura» si no le apetece.
  5. No cambies las frases de un cuento que ya has leído. A él, a ella, les gusta escuchar exactamente la misma historia, lo necesitan.
  6. Durante la lectura, no «borres» las palabras que te parezcan demasiado difíciles. Le permitirán ampliar su vocabulario. Y las palabras «misteriosas» alimentarán su imaginación.
  7. No le expliques todo lo que pasa en la imagen, déjale descubrirlo.
  8. Permítele tocar sus libros cuanto le apetezca, aunque los estropee. Pero enséñale antes a quererlos. Poco a poco, aprenderá a respetarlos.
  9. Aunque estés convencido de que es un superdotado, no intentes enseñarle a leer ahora. Es un aprendizaje que tiene su momento, y no se deben saltar etapas.
  10. Para él, para ella, para ti, la lectura debe ser un placer compartido.

Marie Lallouet
Texto extraído del libro 'A mi hijo no le gusta leer, ¿qué puedo hacer?'
© Bayard Éditions, 2007.

Conoce las revistas para niños de Bayard

Artículos relacionados

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!