Disfruta los primeros días con el bebé

Aprovecha al máximo tu estancia en el hospital tras el parto

Las mujeres pasamos tres días de media en la maternidad. Es un periodo muy corto para conocer al bebé y plantear las preguntas que te preocupan. Y, sobre todo, ¡para descansar!

¿Cuánto dura la estancia en el hospital?

  • Unos 3 ó 4 días en los partos vaginales y entre 5 y 6 días en caso de cesárea.
  • Si das a luz a gemelos, la estancia es de 5 días como mínimo si el parto es vaginal y de 7 a 8 días en caso de cesárea.
  • En caso de parto prematuro, la hospitalización pasa a ser de 10 días para la madre y su bebé.
  • La duración se calcula a partir del día siguiente al parto. En principio, no depende de si el hospital es público o privado, pero, si deseas prolongar la estancia, será más fácil negociarla en caso de dar a luz en un centro privado.
  • Las estancias en la maternidad son cada vez más cortas. Merece la pena aprovechar esos días para que la vuelta a casa tenga lugar de forma  más suave. 

Prioriza el descanso 

La vuelta a casa con un bebé siempre genera mucho nerviosismo, sobre todo si ya tienes otros hijos. Antes de enfrentarte a las noches de sueño fragmentado y a las jornadas sobrecargadas, aprovecha esos pocos días de intimidad con tu pequeño para conocerlo y descansar al máximo. 

¿Quién puede ayudarte? 

  • En la maternidad tienes ayuda, ¡aprovéchala! Si necesitas recuperarte, no te avergüences de pedir que tu bebé duerma en el nido. En algunos centros, los recién nacidos pasan la noche en la sala común de forma sistemática, mientras que en otros casi hay que suplicar para lograrlo. A veces, todo depende de la buena disposición de la enfermera de turno, del número de niños, etc. Tú insiste y, si es necesario, busca el apoyo del padre. 
  • Si has optado por dar el pecho a tu bebé, pide que te despierten durante la noche para no alterar el inicio de la lactancia. Y si lo alimentas con biberón, las puericultoras ayudantes podrán dárselo en tu lugar para que tú puedas dormir de un tirón por última vez en varios meses. 

Consejo

La prioridad sois el recién nacido y tú. Es aconsejable limitar las visitas a los más íntimos, sobre todo si tu estancia en el hospital es corta. Las habitaciones son pequeñas, el ambiente se sobrecarga… No es fácil recibir a los compañeros de trabajo, aunque sean muy simpáticos, entre una cura de la episiotomía y la hora de amamantar a tu bebé.

 

Suscríbete al Club Conmishijos

Artículos relacionados

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!