Peter Pan. Guión de la obra de teatro para representarla con niños

Obras de teatro cortas para representarlas con los niños en clase o en casa

Peter Pan es un cuento de aventuras para niños escrito para ser representado en obra de teatro. Su autor es el escritor James Matthew Barrie y se representó por primera vez en 1904.

Si buscas obras de teatro cortas para representar con los niños, has llegado al sitio adecuado. Te presentamos el guión del cuento Peter Pan, en su versión corta para que los niños puedan aprenderla y representarla o simplemente leerlo e interpretarlo en una obra de teatro. 

El teatro es una actividad muy beneficiosa para los niños, perfecta para realizar en el aula o incluso en casa, ya que desarrolla la expresividad de los niños, mejora el lenguaje, la capacidad de hablar en público y mejora la habilidad para socializar con otros niños.

Peter Pan es un cuento clásico que gusta mucho a los niños. Te proponemos asignar a cada niño un personaje de esta obra de teatro y representarla en clase o en casa durante las celebraciones. 

Artículo recomendado

Ver +: Leer el cuento Peter Pan

guión de la obra de teatro para niños Peter Pan

Personajes de la obra de teatro para niños: Peter Pan

  • Narrador
  • Campanilla
  • Peter Pan
  • Wendy
  • John
  • Michael
  • Gran jefe indio
  • Lili
  • 6 niños perdidos

Guión de la obra de teatro para niños: Peter Pan 

Narrador: Es de noche y dos extrañas figura vuelan sobre los tejados de la ciudad. Son Peter Pan y Campanilla. 

Campanilla: Peter, tu sombra se ha metido en la casa de los Gentil.

Peter: Entraremos por la ventana, está abierta. Mírala, está allí. Es muy escurridiza, no se deja atrapar.

Wendy: ¿Qué es ese jaleo?

John: No sé, a mi también me ha despertado.

Michael: Y a mi.

Peter: Perdonad que os haya despertado. Me llamo Peter Pan y mi sombra se ha colado en vuestra habitación. De vez en cuando se ecapa. Ah, y esta de aquí, es el hada Campanilla. Vivimos en el País de Nunca Jamás, donde los niños no se hacen nunca mayores.

Wendy: Yo soy Wendy, y ellos son mis hermanos, John y Michael.

Juan:¿Podéis volar?

Michael: Yo también quiero volar con vosotros.

Peter: Sí, volamos gracias a los polvos mágicos de campanilla.

Wendy: Anda, ven aquí, que te voy a coser la sombra a tus talones para que no se escape nunca más.

Peter: ¡Muchas gracias! ¿Qué os parecería verniros con nosotros a nuestra isla? Os enseñaremos nuestro mágico país en agradecimiento.

Wendy, John y Michael: ¡Genial!

Narrador: Wendy, John, Michael, Peter Pan y Campanilla volaron sobre los tejados de Londres rumbo al País de Nunca Jamás. Allí vivían seis niños perdidos, doce hermosas sirenas, piratas, pieles rojas y un enorme cocodrilo. También vivía el malvado Capitán Garfio, el mayor enemigo de Peter y de los niños perdidos.

Peter: Campanilla, lleva a mis nuevos amigos junto a los niños perdidos, yo voy a ver al Capitán Garfio por si está haciendo de las suyas

Campanilla: Venid, venid, niños perdidos, os tengo que contar algo. En realidad Wendy es una niña muy, muy mala. Tenemos que deshacernos de ella para que vuelva a su casa y nos deje tranquilos.

(Los niños perdidos comienzan a saltar alrededor de Wendy, le tiran de las trenzas, la pellizcan y se ríen de ella)

Peter: No he encontrado a Garfio, ¿qué está ocurriendo aquí?, ¿por qué os reís de Wendy? Está llorando.

Niño perdido 1: Campanilla nos dijo que era mala.

Niño perdido 2: Nos dijo que teníamos que lograr que se fuera.

Peter Pan: ¡Campanilla, estoy muy enfadado! Wendy es mi amiga, y si no tratas bien a mis amigos, no quiero estar contigo.  

Campanilla: Solo es que estaba un poco celosa.

Peter Pan: Ahora no quiero hablar, vámonos chicos, tenemos que ir a la aldea de los indios Sioux, algo ha pasado.

(Campanilla se va volando entristecida)

Gran jefe indio: Peter, tienes que ayudarnos, mí hija Lili salió de casa por la mañana y hasta ahora no la hemos encontrado.

Peter: No te preocupes, nosotros la encontraremos y te la devolveremos sana y salva.

(Peter Pan la buscó por toda la isla)

Peter: Está allí, amarrada a una roca. Te desataré y te llevaré junto a tu padre. 

Narrador: Mientras Peter rescataba a la hija del gran jefe indio. Garfio y sus hombres habían convencido a Campanilla, que volaba sola y triste para que les dijera dónde vivían los niños perdidos. Habían entrado en su refugio y habían raptado a Wendy, sus hermanos y los Niños Pedidos. Los llevaron a su barco y allí los amarraron a todos.

Peter Pan: Qué raro, ¿dónde estarán todos? Esto tiene que ser obra del malvado Capitán Garfio.

Campanilla: Peter, Peter. Garfio se ha llevado a todos, los tiene prisioneros. Estaba muy celosa de tu amistad con Wendy y le conté dónde estaba nuestro refugio. ¡Lo siento mucho! ¡Tienes que perdonarme!

Peter: Claro que te perdono, ahora tenemos que trabajar unidos para rescatar a todos nuestros amigos. 

(Peter y Campanilla llegan hasta el barco)

Peter: Aquí estoy Garfio, deja libres a todos, a quien quieres es a mi.

Garfio: Te haré rodajas pequeño pajarraco sin alas. 

(Garfio y Peter Pan inician una lucha con espadas por todo el barco)

Garfio: Ah, ah, socorro he tropezado y voy a caer por la borda. Auxilio viene un cocodrilo, vienen un coco....

Narrador: el Capitán Garfio desapareció devorado por el cocodrilo y sus piratas huyeron rápidamente en los botes. Peter Pan llevó a Wendy y a sus hermanos de vuelta a casa para que sus padres no se preocuparon. Habían vivido una gran aventura que nunca olvidarían. Y, cuando fueron mayores, se la contaron a sus hijos, y estos a los suyos.

Fin

Artículos relacionados

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!