¿Sabes escuchar a tus hijos?

Escuchar parece sencillo, pero en realidad no es tarea fácil. No todo el mundo sabe hacerlo. No basta con esperar a que el otro termine de hablar sin interrumpirle, es necesario querer escucharle. Hay que prestar atención no sólo a sus palabras, sino también al mensaje que transmiten sus silencios, sus gestos, sus ideas, sus preocupaciones, sus sentimientos... 

Quizás pensemos que nuestros hijos no tienen cosas importantes que comunicarnos, pero seguro que a ellos si le parecen trascendentes. Cualquier niño, por pequeño que sea o aunque tenga limitaciones, siempre tiene algo suyo que decirnos, si es que sabemos escucharlo. Es fundamental escuchar con atención y cariño a nuestros hijos, pero... ¿lo hacemos realmente? Puede que pensemos que escuchamos a nuestros hijos pero oír no es escuchar. Compruébalo respondiendo este sencillo test.

 

Pregunta (1/5)

¿Sueles tener ganas de charlar de forma relajada con tus hijos y saber cómo ha sido su día?

Responder

Conoce las revistas para niños de Bayard

Artículos relacionados

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!