5 prácticas para educar a los niños en la empatía

Claves para desarrollar la empatía de nuestros hijos.

Cuando educamos en empatía a nuestros hijos estamos ayudándoles a comprender a los demás y a conocerse a sí mismos. La empatía favorece su desarrollo emocional puesto que se implica en aquellas cosas que ocurren a su alrededor, se relaciona mejor con los demás y se comunica de manera más eficaz.

Vamos a conocer qué significa “empatía” por medio de Goleman, para quien la inteligencia emocional incluye cinco habilidades emocionales y sociales básicas:

  1. Conciencia de sí mismo (autoconciencia): Podría decirse que la inteligencia emocional comienza con la autoconciencia, con la capacidad de saber qué es lo que sentimos en un determinado momento y utilizar nuestras preferencias en la toma de decisiones teniendo en cuenta una visión realista de las propias capacidades y de autoconfianza.

  2. Manejo de las emociones (Autorregulación): Evitar que nuestras emociones interfieran de manera no deseada en la tarea que estamos llevando a cabo, diferir la gratificación en la búsqueda de nuestros objetivos y aprender a utilizar esas emociones en este sentido.

  3. Motivación: La motivación se relaciona con la capacidad de utilizar energía en una dirección específica con un propósito específico. Se trata de utilizar nuestras verdaderas preferencias para la consecución de nuestros objetivos a pesar de los inconvenientes que se puedan ir presentando.

  4. Empatía: Cuando desarrollamos la empatía las emociones de los demás de alguna manera resuenan en nosotros. Nos damos cuenta de cuáles son los sentimientos del otro y somos capaces de ponernos en su lugar. También incluye la comprensión de puntos de vista, creencias y pensamientos de los demás.

  5. Asertividad: La asertividad consiste en expresar de manera eficaz nuestros deseos sintiéndose cómodo. Es la expresión de los derechos y sentimientos personales y nos permite ser más efectivos gracias a  unos mayores niveles de satisfacción personal que también llevan consigo una reducción de la ansiedad. 

Claves para educar a nuestros hijos en la empatía 

  • “Empatía por imitación”. Los niños aprenden de nosotros y absorben nuestra forma de actuar como si fueran esponjas. Si mostramos empatía hacia las personas de nuestro entorno, ellos se comportarán de manera similar. Los valores y actuaciones de aquellos adultos más cercanos serán determinantes a la hora de configurar su propia forma de ser.

  • “Autoestima fortalecida”. Desde los primeros años es muy importante que nuestros hijos se sientan valorados y queridos, así les será más sencillo ponerse en el lugar de los otros e incluso disfrutará haciéndolo.

  • “Los demás son importantes”. Prestar atención a las personas de nuestro entorno es una cualidad que, desde la primera infancia, se desarrolla unida al respeto. Aprender no solo a hablar, sino a escuchar e interpretar correctamente los sentimientos de los otros es fundamental para expresar y entender los propios. No obstante, una empatía llevada al extremo, puede ser dañina para el niño, puesto que supondría cierta anulación de su personalidad: “en el equilibro está la virtud”.

Ayúdale a identificar tus propias emociones y de este modo irá entendiendo lo que sienten los demás. No todos sentimos lo mismo en la misma situación.

Actividades para fomentar la empatía en los niños 

  1. Confeccionar caretas con distintas expresiones emocionales (cara enfadada, sonriente, alegre, triste, sorprendida…) y pensar en situaciones y momentos en los que podemos sentir cada una de esas emociones y que los niños las averigüen.
  2. Leer cuentos de forma interactiva que traten las diferentes emociones y comentarlas. También pueden servirnos películas o dibujos animados.
  3. Jugar a intercambiar diferentes roles, de modo que “pueden convertirse” en mamá, papá, la profe, el abuelo… así aprenderán a contemplar distintos puntos de vista con diferentes perspectivas.
  4. Jugar a “¿cómo te sentirías tú, si…?” y comentar después.
  5. Escenificar situaciones de debate sobre temas que les interesen para que aprendan a escuchar, respetar el turno de palabra y exponer sus ideas de forma asertiva.

 Ana Roa, pedagoga y psicopedagoga
www.roaeducacion.com
https://roaeducacion.wordpress.com
 

Conoce las revistas para niños de Bayard

Artículos relacionados

Comentarios (1)

25 sep 2019 17:07 Margarita y. burgos Valdivieso

Gracias, me ayuda mucho para ayudar a madres de familia!