Técnica de la tortuga para calmar a los niños paso a paso

Un método para prevenir comportamientos agresivos y negativos

La "técnica de la tortuga" es un método psicología para fomentar el autocontrol en los niños. Este sistema fue descrito hace ya cinco décadas por Marlene Schneider y Arthur Robin y recogido en un manual de 42 páginas: Turtle Manual.

Se trata de una herramienta visual muy sencilla de poner en práctica para ayudar a los niños a controlar sus emociones. Este manual utiliza una analogía en forma de tortuga. La tortuga, se esconde en su caparazón cuando se siente en peligro. 

Te invitamos a conocer esta técnica de la tortuga para calmar a los niños y a explicársela a partir de la historia de una pequeña tortuga. Aunque también puedes usar una marioneta de tortuga, un peluche o un juguete que tiene esta forma. 

Técnica de la tortuga para niños

Para qué sirve la técnica de la tortuga

Artículo recomendado

Este sencillo método trata de enseñar a los niños a aprender a autorregular sus emociones y comportamientos y manejar problemas cotidianos comunes. Es ideal para niños que no controlan bien emociones como la agresividad, la ira, la frustración o el enfado. 

Es ideal para niños que todavía no tienen mucha capacidad de autocontrol, en general, niños a partir de la etapa preescolar. 

Consejos antes de comenzar a realizar la técnica de la tortuga

- Es recomendable seguir estas ideas antes de poner en práctica este método para calmar a los niños:

- Es preferible aprender a realizar esta técnica cuando el niño esté tranquilo, no en medio de una rabieta.

- Recuerda que los niños pequeños no van a realizar esta técnica por sí mismos, depende de ti anticipar y ayudar a tu hijo a realizarla cuando veas que se avecina una gran emoción que derivará en un comportamiento negativo.

- Realiza de forma rutinaria este método para recordar la técnica y mantenerla viva.

- Refuerza positivamente al niño cuando el niño realice los distintos pasos del ejercicio. 

- Refuérzale también cuando tiene un momento de emoción desbordada y haya logrado mantenerse calmado. 

- Enseña a los demás miembros de la familia esta técnica. 

Lee con tus hijos el cuento de la tortuga

Técnica de la tortuga para calmar a los niños

Érase una vez una torguguita llamada Turcker , era una tortuga genial. Le gustaba mucho jugar con sus amigos en el colegio. Sin embargo, a veces, le ocurrían cosas que hacían que Tucker se enojara mucho. Por ejemplo, cuando sus amigos no le dejaban jugar con ellos o cuando la profe le reñía o cuando los trabajos escolares no le salen del todo bien, se enfurecía mucho.

Antes, cuando Tucker se enojaba, golpeaba, pateaba, o gritaba a sus amigos y ellos se ponían tristes y se asustaban.

Pero ahora, Tucker ahora conoce una nueva forma de mantener la calma cuando se enfada. Hace así: 

Paso 1: Cuando comienza a sentirse enfadada, se para colocando sus brazos pegaditos al cuerpo.

Paso 2: Se mete dentro de su caparazón y toma 3 respiraciones profundas para calmarse.

Paso 3: La tortuga se para a pensar en una solución para solucionar su problema. 

Cuando Tucker se ha detenido y ha pensado, se siente más tranquilo, se siente mejor. Se da cuenta que cuando usa palabras amables con sus amigos, ellos se sienten más felices. 

Realiza la técnica de la tortuga con tu hijo o hija 

Técnica de la tortuga para niños

Practica con tu hijo estos pasos para imitar a la tortuga cuando se sienta frustrado, con rabia o enfadado. Primero se para y deja el cuerpo tranquilo, después la tortuga se introduce en el caparazón para vencer los sentimientos de rabia y furia y, el niño habrá de escenificar lo mismo, pegando la barbilla al pecho, colocando los brazos a lo largo del cuerpo y presionando fuertemente barbilla, brazos y puños cerrados, mientras realiza tres respiraciones profundas. Posteriormente relajará todo el cuerpo. 

La práctica termina invitando al niño a realizar "la tortuga" en aquellos momentos en los que el enfado o la agresividad le desborde.

Artículos relacionados

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!