Niños que se aburren en vacaciones, ¿qué hacer?

Consejos para entretener a los niños durante las vacaciones

Después de unos largos meses escolares en los que la rutina pasar por ir al colegio, hacer deberes, acudir a alguna extraescolar y vuelta a empezar, llega el deseado verano.

Las vacaciones son un tiempo en el que bajan las cargas de tareas, no hay tantas obligaciones y hay por delante unas largas semanas para jugar, jugar y jugar. Sin embargo, muchos padres asisten atónitos como sus hijos se aburren de todo en este tiempo: ya no les entretiene la televisión, les cansa ir a la piscina, no les apetece salir a dar un paseo... En definitiva, su frase favorita termina siendo: "me aburro".

Aunque muchos psiólogos están de acuerdo en que el aburrimiento es una excelente oportunidad para que los niños estimulen su creatividad y piensen como llenar su tiempo sin que los padres hayan de dirigir su juego constantemente, no está de más que les ayudemos un poquito. 

Por lo tanto, si tus hijos se aburren en vacaciones, esto es lo que puedes hacer...

Ver también: el frasco del aburrimiento para niños que no saben cómo emplear su tiempo

Cómo ayudar a los niños a no aburrirse en vacaciones

cuando los niños se aburren en vacaciones

Durante las vacaciones, no a toda la familia le apetece lo mismo. Los adolescentes, que son más autónomos, gozan de una cierta libertad, pero los niños de entre 6 y 10 años a veces se aburren en compañía de sus padres.

Las vacaciones son un momento propicio para los encuentros y los descubrimientos, para animar a nuestros hijos a abrirse al mundo. Aquí tenéis unas cuantas ideas para aprovechar mejor esos momentos de descanso y aceptar, de vez en cuando, no hacer nada.

Algunos niños, más solitarios, saben distraerse. Mejor para los padres, pero, para los niños, también es bueno ir hacia los demás. Lo ideal es ayudarlos a encontrar por sí mismos los recursos para pasar un buen rato.

- Tenemos que crear un contexto favorable: les podemos inscribir en un club de playa, invitar a otros niños, conocer a sus padres... así ayudamos a crear vínculos.

- También podemos acompañarlos a distancia: por ejemplo, llevándonos de vacaciones a su mejor amigo. Juntos, es difícil que se aburran. Dejémosles que se diviertan solos y, de vez en cuando, podemos proponerles una salida.

Niños aburridos en vacaciones

- Proponer a los adolescentes visitas a los museos o a pueblos pintorescos en ocasiones es complicado. Con los niños de 7 a 10 años, todavía es posible, siempre y cuando demos con lo que le interesa: museos con un recorrido para niños, poblaciones donde hay espectáculos históricos... Hoy en día, en muchos museos y emplazamientos históricos se hacen esfuerzos para acoger a los niños. Escoged pueblos sin coches para que puedan correr a su antojo, sin peligro.

- Otra buena opción son las estancias cortas en clubs o campamentos urbanos que ofrecen actividades de media jornada. Así cada cual tiene su propia ocupación durante el día y luego todo el mundo se reúne de buen humor.

- También podemos dejarles ese espacio de "aburrimiento" para que puedan decidir cómo emplear su tiempo libre. Es una forma de permitirles que puedan crear, inventar, idear juegos, etc. Puedes ofrecerles medios o posibilidades pra que lo hagan, desde materiales para elaborar manualidades a juegos para que creen construcciones. 

Sophie Coucharrière

Conoce las revistas para niños de Bayard

Artículos relacionados

Comentarios (3)

05 ago 2020 17:27 María Paula Fenelli Fernández

Creo que lo que propone para que los niños no se aburran es más de lo mismo: padres que aparcan a sus hijos para no tener que "perder tiempo con ellos".
CONTEXTO FAVORABLE: pero qué puede ser más favorable que pasar tiempo en familia?
ACOMPAÑARLOS A DISTANCIA... De verdad? Esa es una opción? llevarte a su mejor amigo para que no te "moleste" a ti?
Los museos pueden ser muy entretenidos, y no hacen falta que tengan RECORRIDO PARA NIÑOS. Y si tú estás de vacaciones en casa crea tu propio "club urbano" con tu hijo... seguro que hay mil cosas que disfrutaría más hacer contigo que con un monitor desconocido.
No puedo creer que en lugar de fomentar que los padres durante su período de vacaciones intenten conectar con sus hijos (porque seguramente la mayor parte del año están trabajando y no pueden hacerlo como les gustaría) nos presenten estas ideas que además como dice Comodoro no todos tienen acceso a los medios económicos para realizarlas.
Tengo un hijo de 7 años y una niña de 10... desde siempre hemos pasado las vacaciones disfrutando las charlas en familia, pasar horas en museos, sentados en el suelo frente a la obra que les llame más la atención y escuchar sus ideas locas de por qué lo hicieron así. Estar pendientes de ellos y no de nuestro móvil. Disfrutar de las formas de las nubes tirados sobre la hierba. Descubrir un lugar nuevo que no conocíamos ninguno... y mil otras opciones pero claro... es más fácil dejarles "la pantallita" durante el año para que no nos interrumpan cuando hablamos con alguien. Entonces no pidamos que después sean fan de tu propuesta natural si la otra opción es jugar al juego de moda que juegan todos sus amigos.
En fin, si los escuchamos más a ellos... seguro que nos sorprenden!!!

24 jun 2016 22:45 esperanza

yo creo que para darle un tiempo de diversión y esparcimiento a los chicos no necesita de tanto dinero si no de tiempo de divertirse un rato con ellos así sea en su mismo pueblo utilizando estrategias bien planeadas ejemplo rios, caños una comida hecha con la ayuda del grupo familiar donde todos pongan su toquecito de sabor.

27 jul 2013 19:55 Comodoro

Todo lo expuesto está muy bien, pero le veo una pega, la economía actual no da para mucho gastos.