Cómo preparar una presentación

A menudo, los profesores piden a los niños que hagan presentaciones en clase sobre un tema determinado. Es un ejercicio que, por lo general, les gusta mucho, aunque reunir la información y los datos suele darles bastantes quebraderos de cabeza. ¿Cómo podéis ayudar a vuestro hijo o a vuestra hija a llevar a cabo ese difícil trabajo de investigación? A continuación os ofrecemos algunos consejos.

Aseguraos de que ha entendido bien lo que se le pide

Entusiasmados con la idea de preparar una exposición, los niños tienen tendencia a zambullirse en internet o a lanzarse sobre la primera enciclopedia que tienen a su alcance. En la mayoría de los casos, el profesor ha concretado con el alumno o con el grupo el tema a tratar, les ha ayudado a estructurar las primeras ideas, a definir las líneas de investigación… Informaos primero sobre las pautas que le han dado en clase: ¿existe una lista de cuestiones a tratar? ¿Vuestro hijo tiene asignada una misión precisa dentro del grupo? ¿Qué tipo de documentos tiene que reunir: textos, fotos, mapas, datos...? Luego, aseguraos de que ha entendido bien el tema animándole a que busque en el diccionario puntos de referencia que completará más adelante.

Ayudadle a encuadrar su búsqueda en internet

A los niños no les cuesta nada encontrar gran cantidad de documentos en internet. Pero, en cambio, les resulta difícil seleccionarlos, valorar su pertinencia y determinar si son accesibles. La realización de una presentación les permite iniciarse en la organización de una investigación y en la selección de la información esencial. Comprobad con el niño la fiabilidad de las páginas web consultadas y, si es posible, orientadle hacia las que estén destinadas a niños y jóvenes. Aconsejadles que no ceda al reflejo de la “primera impresión”. ¿Qué va a hacer con esas decenas de páginas que no sabrá resumir?

Acompañadlo a la biblioteca

En las bibliotecas municipales, generalmente, los jóvenes investigadores son muy bien recibidos. La labor de documentación para preparar una presentación es una buena ocasión para descubrir el criterio de clasificación de los libros, los trucos para moverse en ese espacio codificado… Una vez el niño tenga las obras clave en mano, debe aprender a acudir al sumario y al índice antes de escoger las que desea llevarse. Aurélie Djavadi

Conoce las revistas para niños de Bayard

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!