Bergamasco: el pastor rastafari

Bergamasco: el pastor rastafari

Esta raza procedente de los Alpes italianos destaca por sus inmejorables cualidades como cuidador de rebaños y por su pelo, rizoso y largo que recuerda a las rastas del movimiento jamaicano.

El trabajo del perro Pastor de Bergamasco era conducir y vigilar el rebaño. Su capacidad de vigilancia, concentración y equilibrio han hecho que muchos pastores todavía sigan contando con su ayuda para facilitarles el trabajo. Como mascotas, estos perros son muy fieles y comprometidos con sus amos, son un miembro más de la familia. Probablemente sea el perro ideal para una familia que viva en el campo con niños.

Cuidados

Su instinto de perro pastor hace que necesite corre y hacer ejercicio diario. Además reclamará atención constante por parte de sus dueños, es muy cariñoso y agradecido. No es una raza recomendada para personas mayores, ni tampoco para vivir en apartamentos pequeños, principalmente debido a su necesidad de ejercicio diaria. Debemos cepillar sus rastas de forma ocasional, así como bañarlo cuando sea necesario.

Bergamasco: el pastor rastafari

Conoce las revistas para niños de Bayard

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!