¿Cómo encontrar niños a los que cuidar?

Vuestra hija o vuestro hijo adolescente o universitaria/o quiere hacer de canguro, pero no sabe por dónde empezar...

Las agencias de baby-sitting

Para encontrar una buena agencia de baby-sitting hay que informarse sobre su reputación. Comentadlo entre la gente que os rodea y consultad los foros de bayby-sitters. Las agencias pueden poner a vuestros hijos en contacto con los padres y/o ofrecerles trabajo directamente si son mayores de edad. Una agencia seria pedirá al solicitante el carné de identidad y un currículum vitae. Le presentará su reglamento y le hará una entrevista de trabajo en la que le preguntará sobre los motivos de la solicitud, su experiencia y lo que espera del trabajo. También tendrá que indicar el salario que ofrece. Hay que asegurarse de que la agencia está dispuesta aprestar ayuda en caso de duda o de dificultades con los padres.

Anuncios

También puede poner un anuncio en Internet, en el barrio (en la panadería, la farmacia, el colegio...), contactar con las asociaciones de estudiantes o publicarlo en un periódico gratuito, en internet... Para que el anuncio surta efecto, la chica o el chico debe hacer hincapié en sus “puntos fuertes”. Tiene que empezar por presentarse, no indicando el sexo y la edad, sino precisando el nivel de estudios. Si esos estudios guardan una relación cercana o lejana con la infancia, es importante mencionarlo (estudiante de psicología, ciencias de la educación...). Si tiene otras titulaciones, aunque sean menores, como la de socorrista, por ejemplo, debe incluirlas: a los padres les da mucha seguridad saber que están acostumbrados a los niños y son capaces de tomar las medidas adecuadas en caso de urgencia. Evidentemente, si ya han hecho antes de canguro o han cuidado de sus hermanos, primos o cualquier otro niño, deben consignar en el anuncio “acostumbrada/o a tratar con niños” o “con experiencia”. También hay que destacar las cualidades (seria/o, puntual, responsable...). Hay que precisar la disponibilidad (a la salida del colegio, fines de semana, por la noche, por la mañana). Y, por último, debe escribir de forma clara su número de teléfono (se puede anotar en vertical, formando pequeños “flecos”, para que se puedan arrancar con facilidad). Conviene no especificar la tarifa (es mejor negociar por teléfono o en una cita cara a cara). Y mucho cuidado con las faltas de ortografía, es algo que resta seriedad, sobre todo si se le pide que ayude a los niños con los deberes.

El boca a boca

Si vuestros hijos quieren encontrar trabajo de canguro sin anunciarse ni utilizar intermediarios, pueden recurrir al boca a boca. Seguro que entre los vecinos, vuestros amigos o conocidos, alguno de sus profesores, etc. hay personas que buscan quien les cuide los niños. La ventaja de este sistema es que los que les contratan tienen la tranquilidad de que ya les conocen un poco, porque son vecinos, alumnos suyos o hijas/os de uno de vuestros amigos. Así que, ya sabéis, ¡que no duden en decir por ahí que quieren hacer de canguro! Anna Musso

Conoce las revistas para niños de Bayard

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!