Guía para el botiquín de niños y bebés

Homeopatía en el botiquín para curar al niño cuando salimos de casa

Cuando nos vamos de vacaciones, a veces, los problemas surgen nada mas comenzar el viaje con los famosos mareos y vómitos. Siempre llevamos en el coche bolsas pero por más que tengamos nunca son suficientes. Debido al movimiento, especialmente si vamos por una zona de curvas, los niños comienzan a tener sensación de somnolencia, malestar general y sudores fríos. En definitiva, se marean. No sólo no pueden disfrutar del viaje sino que el trayecto se les hace larguísimo y a nosotros también. 
Además, cuando viajas en avión por ejemplo, se pueden unir picor, hormigueo, calambres y tobillos hinchados por la presión (principalmente cuando se trata de un viaje largo).
Pero no sólo en el viaje puede surgir un percance. Nada más llegar, los cambios bruscos de temperatura: pasan del calor intenso de la playa, a la brisa nocturna o peor, al fuerte aire acondicionado del chiringuito; pueden hacer que sus gargantas se enrojezcan e irriten, y si le sumamos el que no paran de gritar, es probable que acaben con afonía. Además, sus hábitos alimenticios también sufren cambios, toman más bebidas carbonatadas, más helados, pican entre horas... y algún empacho o mala digestión siempre sufren.
¿Cómo nos ayuda la homeopatía en verano?
Los tratamientos convencionales indicados para los mareos, vómitos y náuseas tienen el inconveniente de producir somnolencia y sensación de atontamiento, por lo que los niños tampoco se encuentran cómodos y no pueden disfrutar del viaje.
En este caso la homeopatía es una alternativa eficaz. Los medicamentos homeopáticos indicados para el mareo en coche y otros medios de transporte como barco o avión, alivian la sensación de malestar general con la ventaja de no producir esa incontrolable somnolencia y sensación de atontamiento. Y si tienen hormigueo en las piernas o calambres por estar demasiado tiempo de la misma postura un gel a base de árnica les proporcionará el alivio y descanso que necesitan.
Al igual ocurre con los medicamentos homeopáticos indicados en caso de problemas digestivos o los indicados para afonía o ronquera. Ambos medicamentos además de aliviar los síntomas (reducción de deposiciones y alivio del dolor abdominal en el primero; y alivio de la irritación y molestias en el segundo) son seguros, ya que no se han descrito contraindicaciones ni interacciones medicamentosas.
Los medicamentos homeopáticos tienen un beneficio más y es que son tolerables por toda la familia. Si a la ya de por sí gran maleta que llevamos tenemos que añadirle una lista de medicamentos para cada uno no nos cogería nada, de esta manera llevaremos un botiquín menos pesado.
Afortunadamente no tendremos que utilizar todos estos medicamentos, pero estaremos prevenidos si tenemos a mano nuestro botiquín con medicamentos homeopáticos. ¡Y a disfrutar de las vacaciones!

Cuando viajas con niños la simple planificación de las vacaciones es toda una aventura, porque, ¿quién no ha hecho varias paradas durante el viaje porque el niño se ha mareado?

Y es que el entusiasmo provocado por el buen tiempo se ve marchitado por esos pequeños inconvenientes veraniegos. Tenemos que controlar todo pero ¿has pensado en los imprevistos?

Homeopatía para los niños en casa o en los viajes

Botiquín del niño para las vacaciones de verano

Cuando nos vamos de vacaciones, a veces, los problemas surgen nada mas comenzar el viaje con los famosos mareos y vómitos. Siempre llevamos en el coche bolsas pero por más que tengamos nunca son suficientes. Debido al movimiento, especialmente si vamos por una zona de curvas, los niños comienzan a tener sensación de somnolencia, malestar general y sudores fríos. En definitiva, se marean. No sólo no pueden disfrutar del viaje sino que el trayecto se les hace larguísimo y a nosotros también. 

Además, cuando viajas en avión por ejemplo, se pueden unir picor, hormigueo, calambres y tobillos hinchados por la presión (principalmente cuando se trata de un viaje largo).

Pero no sólo en el viaje puede surgir un percance. Nada más llegar, los cambios bruscos de temperatura: pasan del calor intenso de la playa, a la brisa nocturna o peor, al fuerte aire acondicionado del chiringuito; pueden hacer que sus gargantas se enrojezcan e irriten, y si le sumamos el que no paran de gritar, es probable que acaben con afonía. Además, sus hábitos alimenticios también sufren cambios, toman más bebidas carbonatadas, más helados, pican entre horas... y algún empacho o mala digestión siempre sufren.

Cómo nos ayuda la homeopatía en verano

Los tratamientos convencionales indicados para los mareos, vómitos y náuseas tienen el inconveniente de producir somnolencia y sensación de atontamiento, por lo que los niños tampoco se encuentran cómodos y no pueden disfrutar del viaje.

En este caso la homeopatía es una alternativa eficaz. Los medicamentos homeopáticos indicados para el mareo en coche y otros medios de transporte como barco o avión, alivian la sensación de malestar general con la ventaja de no producir esa incontrolable somnolencia y sensación de atontamiento. Y si tienen hormigueo en las piernas o calambres por estar demasiado tiempo de la misma postura un gel a base de árnica les proporcionará el alivio y descanso que necesitan.

Al igual ocurre con los medicamentos homeopáticos indicados en caso de problemas digestivos o los indicados para afonía o ronquera. Ambos medicamentos además de aliviar los síntomas (reducción de deposiciones y alivio del dolor abdominal en el primero; y alivio de la irritación y molestias en el segundo) son seguros, ya que no se han descrito contraindicaciones ni interacciones medicamentosas.

Los medicamentos homeopáticos tienen un beneficio más y es que son tolerables por toda la familia. Si a la ya de por sí gran maleta que llevamos tenemos que añadirle una lista de medicamentos para cada uno no nos cogería nada, de esta manera llevaremos un botiquín menos pesado.

Afortunadamente no tendremos que utilizar todos estos medicamentos, pero estaremos prevenidos si tenemos a mano nuestro botiquín con medicamentos homeopáticos. ¡Y a disfrutar de las vacaciones!

Comentarios (1)

24 nov 2012 22:43 carla

Es muy bueno lo podemos usar algun dia

Artículos relacionados

  • La homeopatía de la A a la Z

    La homeopatía de la A a la Z

  • Homeopatía y salud de los niños

    Homeopatía y salud de los niños

  • Homeopatía y alergias en niños

    Homeopatía y alergias en niños

  • Homeopatía para niños y mayores

    ¿Qué es la homeopatía?

  • 10 respuestas sobre la homeopatía

    10 respuestas sobre la homeopatía