Conmishijos en tu correo:

Suscríbete y gana un ordenador para tu hijoSuscríbete gratis al boletín. Recibirás información de ocio en familia y actividades con los niños. Al registrarte, participas en el sorteo de un ordenador infantil

Actividades con niños en Navidad

La Navidad, fiestas para hacer muchas actividades con los niños

Actividades con niños en Navidad

Ya estamos en diciembre y niños y mayores podrán disfrutar en familia de estas fiestas navideñas. Si se involucra a los más pequeños en los preparativos, antes de que lleguen las vacaciones ya se podrá respirar en casa un agradable y emotivo ambiente navideño.

La Navidad es un tiempo de vacaciones, de diversión, de alegría, de compartir –no solo regalos, sino también ilusiones y buenos sentimientos–, de estar en familia, de reencontrarse con los amigos... Las calles y tiendas se engalanan y en casa empieza el ajetreo. Nos esperan muchos preparativos: adornar la casa, mandar tarjetas, elegir regalos, organizar comidas y cenas... Los niños son los máximos protagonistas de estas fiestas, porque son los que más disfrutan del jolgorio, pero la Navidad necesita la colaboración de todos. ¡Manos a la obra!

Actividades en casa para niños durante la Navidad

Actividades para compartir en familia en Navidad

La Navidad es para los niños un periodo excepcional. Esperan con impaciencia no solo los regalos; quieren, sobre todo, divertirse y disfrutar en compañía de su familia. Pero no es necesario esperar a que lleguen las fiestas señaladas. He aquí una serie de actividades para empezar a ambientarse.

Dibujos y manualidades: En casa los niños no tienen por qué aburrirse o estar constantemente viendo la televisión. Pueden hacer una actividad tan entretenida como colorear dibujos de Navidad. Otra tarea divertida puede ser realizar manualidades de Navidad y ayudar con la decoración navideña.

Calendario de adviento: Para que la espera no se haga demasiado larga, desde el 1 de diciembre, se puede utilizar un calendario de adviento para que los más pequeños puedan medir el paso del tiempo. Se trata de ir abriendo cada mañana, por turnos entre los hermanos, la ventanita correspondiente al día indicado e ir descubriendo la sorpresa que esconde.

Felicitaciones Intercambiar tarjetas de felicitación es una buena idea para hacer saber a las personas que las reciben que pensamos en ellas y que les deseamos lo mejor. Los niños disfrutarán dibujándolas, coloreándolas y escribiendo los parabienes.

Adornos Elaborar los adornos navideños que decorarán la casa en estas fiestas puede entretener durante horas a hijos y a padres. Estrellas, bolas, angelotes, portavelas, móviles, frisos, figuritas... y muchas cosas más, que una vez realizadas engalanarán ventanas, puertas, mesas, árbol, belén, etc.

Árbol de Navidad En la segunda semana de diciembre, aunque no todos siguen esta tradición de origen germano, se puede colocar el árbol de Navidad. Abetos, pinos, acebos, árboles naturales o artificiales, según las costumbres de cada familia. Todo vale para adornarlo. Bolas, muñecos, lazos, espumillón, cajas de cartón decoradas, caramelos..., según el gusto y la habilidad de cada uno.

El Belén En la tercera semana, todos podemos disfrutar poniendo el belén con las figuras de toda la vida u otras caseras mucho más originales. Los abuelos o los padres irán explicando el sentido de cada una de las figuras y sugerirán a los niños dónde hay que colocarlas.

La carta a los Reyes Magos Los niños, después de hacer un examen de conciencia y sopesar cómo se han portado durante el año, escriben bonitas cartas a los Reyes, en las que les piden los regalos que ansían.

Cocina Preparar dulces navideños, colocar las bandejas de turrón, poner la mesa de etiqueta... Además de implicarlos en los preparativos y elaboración de comidas y cenas, los niños aprenderán a cocinar y a presentar numerosos platos, sin contar, por supuesto, la gran ayuda que supone.

Los villancicos En estas fechas, además de los superventas, la música que más se oye es la de los villancicos. Estas tonadillas populares, que tienen su origen en la España medieval, se han hecho imprescindibles en muchos rincones del mundo durante la Navidad.

Veladas de lectura Parece que el tiempo invita a quedarse en casa. Es agradable leer y comentar en familia libros que hagan reflexionar sobre el verdadero sentido de estas fiestas.

Tradiciones en familia en Navidad

Según las creencias de cada uno y la zona geográfica en la que se vive, estas fiestas tienen un sentido diferente y se celebran de distinta manera. En cualquier caso, forman parte de las raíces, de las costumbres y del patrimonio cultural de las familias. Lo importante es que las costumbres se conserven año tras año y se transmitan de generación en generación.

Comidas y cenas Nochebuena, Navidad, Nochevieja, Año Nuevo, Reyes… fiestas señaladas en las que la mesa se engalana para recibir a toda la familia. Los mayores evocan momentos felices y vivencias familiares –aunque también se notan ciertas ausencias y vacíos–, mientras degustan un rico menú que en muchas casas se repite cada año (besugo, pavo, etc.), y hacen alegres brindis. Los niños inundan la velada con su alegría y bullicio, incluido el cántico de los villancicos.

Cabalgata de Reyes Cinco de enero. Ya llegan los Reyes Magos a nuestra localidad. En carroza, en camello, en barco. Esta noche hay que acostarse pronto y dejar los zapatos relucientes en el balcón para que Sus Majestades puedan hacer su trabajo. Los regalos

Aunque, por supuesto, la Navidad es algo más que regalos, el intercambio de obsequios tiene gran protagonismo. En algunas casas esperan pacientemente la llegada de los Reyes Magos. En otras, los lleva Papá Noel en Nochebuena. 

Virginia González. Psicóloga

Artículos relacionados

0 comentarios

Avatar