Cambios en la piel durante el embarazo

Cambios en la piel durante el embarazo

Algunas mujeres notan que la piel cambia durante el embarazo. Muchos de estos cambios son comunes y varían de una mujer a otra.

Causas de los cambios en la piel durante el embarazo

La variación en los niveles hormonales durante el embarazo puede producir una amplia gama de cambios en la piel: desde estrías y acné hasta el oscurecimiento de la piel. La mayor parte de los cambios desaparecen al poco tiempo del parto. 

Acné

•  A principios del embarazo, a algunas mujeres les sale acné, en especial a aquellas que normalmente tenían erupciones durante la menstruación.
•  Por otra parte, a otras mujeres se les mejora el acné durante el embarazo.

Piernas azuladas o manchadas

• En algunas mujeres, especialmente si viven en climas fríos, la mayor producción hormonal causa una descoloración temporal o manchas en la piel de las piernas.
• Normalmente esas manchas desaparecen después del parto.

Cloasma (“máscara del embarazo” o melasma)

• Se produce el oscurecimiento de la piel de la cara.
• Ese cambio se conoce con el nombre de “máscara del embarazo”. Es más común en mujeres con cabello oscuro y piel pálida.
• Por lo general aparecen marcas parduzcas y disparejas en la frente, sienes y en el medio de la cara.
• A veces aparecen alrededor de los ojos o sobre la nariz.
• Es posible que con la exposición a la luz del sol esas áreas oscurecidas se tornen aun más oscuras.
• Por lo general, las marcas desaparecen después del parto.

Piel “brillante”

• El flujo de sangre aumenta durante el embarazo, incluso los vasos sanguíneos pequeños justo debajo de la superficie de la piel.
• Por efecto de las hormonas del embarazo, las glándulas de la piel secretan aceite que deja la cara brillante.
• La combinación de esos dos factores puede producir un “brillo” saludable.

Línea negra (o línea oscura en el abdomen)

• Por la pigmentación (coloración) excesiva en la piel, a muchas mujeres les aparece una línea negra que va del ombligo a la zona púbica.
• Esta línea se desvanece después del parto.

Estrías

• A medida que crecen los senos y el abdomen, en la mayoría de las mujeres surgen estrías en la piel.
• Estas marcas pequeñas y deprimidas de piel con distinta textura pueden ser de color rosa, rojizo parduzco o parduzco oscuro, dependiendo del color de la piel de la mujer.
• En algunas mujeres, las estrías aparecen en los glúteos, muslos, caderas o senos.
• Las estrías se producen por pequeños desgarros del tejido que yace justo debajo de la piel y que ayuda a la piel a estirarse.
• No hay forma de prevenir las estrías durante el embarazo. Por lo general desaparecen o se notan menos después del parto.
• En las farmacias se venden cremas para tratar las estrías, pero se desconoce si realmente surten efecto.

Arañas vasculares

• Algunas mujeres embarazadas tienen arañas vasculares en la cara, cuello, parte superior del pecho o brazos.
• Estas manchas rojas pequeñas tienen ramas capilares irradiadas.
• Las arañas vasculares son vasos sanguíneos diminutos que aparecen por la mayor circulación de sangre. Pueden ser el resultado de los cambios hormonales.
• Las marcas desaparecen o se desvanecen después del parto.

Oscurecimiento de la piel

• En la mayoría de las embarazadas, los cambios hormonales ocasionan el oscurecimiento de aquellas regiones de la piel que ya son más oscuras que el resto.
• Ese oscurecimiento es más contrastante en las pecas, lunares, aréolas (el aro pigmentado alrededor de los pezones), pezones, labios vaginales (tejido genital en la parte externa de la vagina) y cara interior de los muslos.
• Parte del oscurecimiento se desvanece después del parto, pero lo más probable es que permanezcan más oscuras de lo que eran antes del embarazo.

 

Teresa de Lope Contreras. Matrona

 

Comentarios

¡Sé el primero en comentar!

Artículos relacionados